lunes, 28 de septiembre de 2009

LA IZQUIERDA, CADA VEZ MAS DERECHA


Tal como se exhibe hoy --dispersa, anquilosada, antropófaga, reactiva y agria--, la izquierda en México no es opción de nada.

Sólo de más derrotas, claro.

Me refiero a la izquierda que, se supone, genera ideas libertarias y transformadoras por la ruta electoral.

La otra, la izquierda armada, es obvio: tiene la marginalidad como destino.

Mala hora vive México con la derecha en auge --la priista y la panista que se alternan para servir a los mismos amos--, y la izquierda partidaria que, por su fragmentación, se neutraliza como opción de cambio.

Como partidos y como gobiernos.

Da lo mismo.

Justo cuando Felipe Calderón exhibe la fiereza de su proyecto económico --que ratifica los privilegios de la minoría que lo impuso y se ensaña con la clase media y los más pobres--, afloran las conductas más serviles de la izquierda y el movimiento de Andrés Manuel López Obrador carece de iniciativa política.



CON INFORMACION DE ALVARO DELGADO

No hay comentarios: